fbpx

CLAVES PARA LOGRAR EL ESTILO INDUSTRIAL

Photo by Derick McKinney on Unsplash

Directamente desde los grandes y abiertos lofts de Nueva York y Londres, nace desde naves y recintos abandonados. Un estilo que ha sabido estar presente siempre con muchísimo protagonismo en los hogares de quienes han decidido decorar sus espacios con él.

El estilo industrial es, sin duda, uno de los más llevados en la última década ya que sinceramente pega con todo. ¿Necesitas decorar un espacio de soltero? Industrial ¿Una casa de una pareja de artistas? Industrial ¿Una oficina muy moderna? Industrial, y es que con tanta popularidad siempre está la posibilidad de caer en el cliché, es por eso que el día de hoy queremos darte las claves para lograr el estilo industrial de una manera creativa y original la decoración de tu espacio.

Si vamos a hablar del estilo Industrial, sería imposible no nombrar a esas grandes y vistosas vigas y tuberías que se apoderan de la decoración de paredes de ladrillo y columnas de hormigón, y es que los acabados estructurales siempre están a la vista y son un must a la hora de hablar de este estilo.

Photo by Aaron Huber on Unsplash

En cuanto a muebles… Reinventemos.

Recicla, reutiliza y reinventa, esta frase concuerda a la perfección con uno de los pilares fundamentales del estilo Industrial, ya que muchos de sus adeptos usan muebles reciclados y restaurados en sus ambientes. Busca en mercadillos, en ferias, las antigüedades pueden darnos un aire elegante sin gastar mucho dinero, además, quizá puedes encontrar en la restauración tu nuevo hobbie.

Siguiendo esta misma línea, los muebles serán, en su mayoría, de líneas rectas, muchas veces mezclando el metal y la madera con colores neutros y las piezas con un aspecto envejecido también son muy comunes en el estilo Industrial.

Las estanterías metálicas con muchos cajones, las mesas grandes, la madera tosca y las sillas y sillones de piel también serán piezas necesarias para el éxito, no decimos de tenerlas todas, pero sí el lograr combinar una o varias de ellas para que tu estilo sea inconfundible.

¿Y los materiales?

Básicamente nos centraremos en la madera sin tratar o envejecida y el hierro. Hormigón para las paredes y algunas piezas de decoración y cuero para las sillas y sillones. Claramente estos son los básicos ya que las claves son ser creativos y no caer en lo común, pero conociendo las raíces podremos abrirnos a un océano de posibilidades a la hora de innovar.

En cuanto a los colores, podemos hablar de la inspiración que obtenemos gracias a los materiales en bruto como el concreto, la madera natural y el ladrillo, aportando tonos grises y neutros. Cabe mencionar también el uso de los colores oxidados como el terracota, el amarillo mostaza y algún tono de verde grisáceo. 

Y tú… ¿Te atreves?

Photo by MM Design

Interacciones con los lectores

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *